sábado, 28 de septiembre de 2013

Dragon Ball Z: La Batalla de los Dioses | Mi opinión

21:33

Listo. Y llegó el día de opinar sobre la última película de Dragon Ball Z: La Batalla de los Dioses. Por fin pude ver la película. Akira Toriyama se metió de lleno al proyecto desde el inicio y prometió dar lo mejor en este proyecto de Dragon Ball Z que marca la reunión de muchos fans alrededor del mundo luego de mucho tiempo.

ADVERTISEMENT

Algo que llamó mi atención antes del estreno de la película en Latinoamérica (fueron casi 6 meses después de su estreno en Japón), es que muchos criticaban fuertemente la película, tildándola de estúpida, nefasta, malísima, que era una porquería y cosas así. Si bien me parecen comentarios exagerados, no los culpo, muchos esperaban algo más.

Comenzaré por lo malo. La trama es débil, y empezando ahí la película tiene una caída natural conforme avanza la historia. Se comienza a hacer plana. Demasiado previsible y reiterativa por momentos. Chispazos de algunas buenas líneas en el guión levantan por momentos las escenas, pero no se logra obtener un GRAN producto como el que todos esperábamos. Sin embargo, y pese a la historia, la animación es muy buena, así como optar por incorporar flashbacks de sagas pasadas, lo que sin duda regresa al fanático unos 20 años atrás.

Una mala decisión fue exagerar la publicidad e ilusionar al fanático (algunos cosas del trailer cambian en la película). Comenzando por la apariencia del Super Saiyajin Dios (sin comentarios), el origen y las verdaderas intenciones de Bills, el "supuesto" villano de esta película, quién puede ser el enemigo más fuerte que han enfrentado los guerreros Z en la historia de DBZ, pero lamentablemente no se percibe eso en la gran pantalla. Lo resumo en una frase: "Lo quieren hacer ver como el malo" (destruir el planeta porque no le dieron pudín, ¡¡¡por favor!!!).


Por supuesto el exceso de promocionar la comida japonesa se puede tomar desde distintos puntos de vista (la escena del wasabi me pareció divertido). Con esta película ha quedado demostrado que Dragon Ball Z no es para un largometraje (pocas películas de DBZ son muy buenas), las historias deben contarse en capítulos, en toda una saga, que amplía las herramientas que se pueden utilizar para transmitir la historia y por supuesto le da un universo más grande al fanático.

Lo destacable de la película (a parte de los gráficos y la animación), es su desarrollo extraño y misterioso, en el sentido que deja muchas cosas sin resolver, como invitando al fanático al comienzo de algo que sí puede ser grandioso y sorprendente. Desde aquí comencemos a ver "Dragon Ball Z: La Batalla de los Dioses", como el inicio de algo importante. La cosa va cambiando, ¿no?

Los rumores dicen que viene la Saga de los Dioses (no hay nada confirmado, pero eso parece). ¿Por qué? Fíjate en los diálogos. Bills habla de 12 universos y que él "solo" es el Destructor del séptimo universo. Le dice a Goku: "¿No crees que hay alguien más fuerte que yo en alguno de ellos?"

Antes de eso habla que Gokú es "la segunda persona más fuerte que ha enfrentado". Para luego revelar algo que particularmente a mí me pareció imposible, que su ayudante Wiss es también su maestro (la relación de ayudante y maestro al mismo tiempo no lo llego a entender muy bien).


El mismo Wiss le pide a Bills dormir "3 años más" (Pan tenía 4 cuando participó en el Torneo de las Artes Marciales, en la última parte de Dragon Ball Z), y además dice que no será el último encuentro con los guerreros Z.

Por la historia, imposible que las peleas puedan ser extensas o complicadas, por lo que hay poca acción (y eso en DBZ resulta contradictorio). Solo Goku pudo dar pelea (y por poco tiempo) contra Bills. Por cierto, otros rostros conocidos presentes son Pilaf y sus secuaces (Mai y Shu). Mientras que Vegeta tiene un par de escenas que provocan distintas reacciones entre sus admiradores.

En una, Vegeta sale en defensa de su esposa, luego de que Bulma termina golpeada por Bills (el marco de la historia es el cumpleaños número 38 de Bulma). Mientras que la otra incluye un baile ridículo para evitar la destrucción de la Tierra. Me parece que con todo esto, Toriyama quiere transformar a Vegeta, de príncipe de los Saiyajin a un defensor de la Tierra. Incluso Bills le dice terrícola antes de noquearlo (con un solo golpe).


En resumen, la película es regular (no me pareció mala) con algunos altos en ciertas partes, pero que en general te deja la sensación de que solo has visto una pequeña parte de algo grandioso. Quiero pensar que es una película previa. Espero que Dragon Ball Z haya vuelto para quedarse un rato más.

Es imposible no emocionarse cuando escuchas la banda sonora y ves partes de la historias pasadas. Me mantuvo pegado a la pantalla hasta terminar todos los créditos.


Calificación de David Jonn:


2 comentarios:

  1. A mi me pareció malísima. Y la escena de Vegeta bailando fue lo peor. Cómo es posible que hagan eso con un personaje como Vegeta.

    Igual, son fan de la serie y espero como tú que se estrene pronto una nueva Saga

    ResponderEliminar
  2. Que es regular??? Que pelicula has visto??? Es horrible, la peor que he visto. Despues de mucho tiempo sin dragon ball y que pongan esta porqueria de película. Espero que sea cierto lo de la saga

    ResponderEliminar